lunes, 13 de octubre de 2014

PRESENTIMIENTO de SILVINA OCAMPO



 

Durante muchos días me seguiste.

En el canto del pájaro, en las sombras,

en las modulaciones del espacio:

aprendí a conocerte.

Yo sentía tu luz atravesarme

como una flecha de oro envenenada.

Te desobedecía arrepentida.

Me hablabas en secreto.

En los espejos rotos, en la tinta

azul de los cuadernos que dejabas

sobre la mesa de mi dormitorio.

Yo temblaba al mirarte, yo temblaba

como tiemblan las ramas reflejadas

en el agua movida por el viento.

Ahora que conozco tus señales,

tu piel y tus orejas, tu semblante,

no trataré de desobedecerte,

y me arrodillaré frente a tu imagen,

implacable sibila que me sigues.
 

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada